Sobre nosotros

Descubre nuestra historia y cómo nace el concepto de Sinatra Ya

La historia

El especialista en ternera de Kobe y Wagyu, Jay Joden tenía un sueño. Ese sueño era compartir su tesoro único y de máxima calidad con el resto del mundo.

Qué mejor lugar para empezar que la ciudad de todas las ciudades, Nueva York.

Fue allí donde conocería a un hombre que cambiaría su vida para siempre. Guiado por su espíritu y brillante personalidad, comenzó a codearse con los famosos del Upper East Side, Madison Avenue, Park Avenue y la Quinta Avenida, que hacen a la ciudad tan peculiar.

Así es como conoció al hombre que se convirtió en su hermano en América, Bobby Sinatra, el hijo del único e inigualable Frank Sinatra.

Una noche de fiesta por la ciudad, Bobby le llevó al famoso Club 21 en la 52nd Street. A medida que se iban haciendo paso entre la multitud, pudo ver sentado en su mesa a Frank Sinatra, dando sorbos a su bebida favorita, Jack Daniels.

En ese momento, Bobby le dijo a su padre “Quiero que conozcas a Jay, mi nuevo hermano y tu nuevo hijo” y Frank Sinatra abrió una botella de Chateau Petrus para celebrarlo, la primera de muchas que compartirían juntos.

Durante muchos años Frank Sinatra le trató como un hijo y fue su mentor. Compartió con él su punto de vista y actitudes frente a la vida y hacia las personas. Y lo más importante, le insistió a Jay sobre la importancia de hacer a los demás felices, compartir la pasión y la alegría por el trabajo con todo el mundo.

Esta actitud la trasladó a su pasión y cariño por su ganado y la gente que los cría. Las reses son cuidadas en sus ranchos en Japón como si fueran de la familia. Desde el momento en el que nacen, se les otorga atención personalizada 24 horas al día.

Rodeadas de un entorno libre de estrés, se les dan masajes diarios, comida orgánica y siempre escuchan música clásica y canciones de Frank Sinatra.

El resultado es un producto incomparable de un gusto exquisito, que no tiene igual.

Un día de mayo de 1998 Bobby Sinatra llamó a Jay. “Blue eyes” nos había dejado para reunirse con su igual, Dios.

Frank Sinatra lo era todo para Jay y tras su muerte estaba destrozado.

Decidió mudarse a Londres, donde abriría Tokyo Sukiyaki Tei en Chelsea, uno de los restaurantes más exclusivos de la ciudad, y abriría también otros restaurantes alrededor del mundo, pero fue en Madrid donde encontró su lugar.

El distrito de Salamanca y el Parque del Retiro le hicieron sentir como si estuviera de nuevo en Nueva York y decidió abrir un nuevo y exclusivo concepto, Sinatra Ya, el mejor restaurante japonés especializado en ternera de Kobe y Wagyu en España.

Ven y disfruta tu tiempo con nosotros y brinda por vivir la vida al máximo, tal y como “Old Blue Eyes” hubiera querido que hicieras.